Sistemas energeticos en el deporte

Sistemas energeticos en el deporte

Sistemas energéticos del tenis

La especificidad metabólica del ejercicio y el entrenamiento se basa en la comprensión de la transferencia de energía en los sistemas biológicos. Se puede diseñar un programa de entrenamiento eficiente y productivo mediante la comprensión del proceso de repleción de energía para el trabajo muscular de distinta intensidad y duración de la carga.
El trifosfato de adenosina está compuesto por adenosina y tres grupos de fosfato. La adenosina es la combinación de adenina (una base nitrogenada) y ribosa (un azúcar de cinco carbonos). La descomposición de una molécula de ATP para producir energía se conoce como hidrólisis, porque requiere una molécula de agua. La hidrólisis del ATP está catalizada por la presencia de una enzima llamada adenosintrifosfatasa (ATPasa). Este aducto se clasifica como una molécula de alta energía porque almacena grandes cantidades de energía en los enlaces químicos de dos grupos fosfato terminales. Ecuación 1: hidrólisis del ATP.
Conocemos dos tipos de metabolismo (anaeróbico y aeróbico). Los procesos anaeróbicos no requieren la presencia de oxígeno. El sistema de fosfágenos y la primera fase de la glucólisis (glucólisis rápida) son mecanismos anaeróbicos que se producen en el sarcoplasma de una célula muscular. El ciclo de Krebs, el transporte de electrones y el resto del sistema oxidativo (glucólisis lenta, el sistema oxidativo) son mecanismos aeróbicos que ocurren en las mitocondrias de las células musculares y requieren oxígeno como receptor terminal de electrones.

Comentarios

Es importante ser capaz de proporcionar ejemplos deportivos prácticos de cuándo se utiliza predominantemente cada uno de los sistemas energéticos. Un buen conocimiento y comprensión se demuestra al ser capaz de resaltar la relación entre la intensidad y la duración del ejercicio, así como el nivel de condición física del individuo, con el sistema energético predominante que se utiliza.
Ejemplo 2. El sistema de glucólisis anaeróbica o de ácido láctico se utilizaría predominantemente en el netball cuando un centro trabaja a alta intensidad durante una duración de hasta 40 segundos. Esto podría ocurrir si un equipo no logra anotar, lo que resulta en un período prolongado de juego. Además, durante este tiempo la mayoría de las reservas de CP se habrían agotado, por lo que el cuerpo dependería del sistema de glucólisis anaeróbica para obtener energía.
El candidato ha demostrado con el ejemplo que el sistema de glucólisis anaeróbica es de alta intensidad y se utiliza durante períodos más largos de ejercicio anaeróbico. La respuesta también muestra otros conocimientos a través de la relación entre el agotamiento del CP como fuente de energía predominante y el uso del glucógeno muscular como fuente predominante.

Explicación de los sistemas de energía

(El autor es el responsable de QTCC [Quality, Training, Curriculum & Coach Engagement] en KOOH Sports. Tiene más de 7 años de experiencia en el sector empresarial con funciones que abarcan la estrategia, las fusiones y adquisiciones, el asesoramiento empresarial, el desarrollo de negocios y la gestión de operaciones. Karan ha colaborado con el equipo de Estrategia Divisional y Fusiones y Adquisiciones de Serco y también ha trabajado para Business Link, West Midlands en el Reino Unido, como subcontratista tras completar su MBA en la Universidad de Birmingham. Es un apasionado del golf y le gusta viajar, leer y escribir).
Todas las funciones corporales y el movimiento de las partes del cuerpo necesitan un suministro constante de energía. Esta energía la proporcionan los alimentos que ingerimos. Pero esos alimentos deben ser convertidos en un compuesto químico para su uso dentro del cuerpo, lo que se denomina una moneda común utilizada por el cuerpo para el suministro de energía. Este compuesto químico, también conocido como ATP, es esa moneda común, independientemente del sistema energético empleado. Existen esencialmente 3 sistemas energéticos principales en el cuerpo humano y uno de ellos o una combinación de ellos se activan dependiendo del tipo de actividad que se realice. Es imprescindible que los entrenadores deportivos y los atletas diseñen sus sesiones de entrenamiento teniendo en cuenta el funcionamiento y la interacción de los distintos sistemas energéticos.

Deportes que utilizan el sistema energético aeróbico

La duración de la recuperación entre repeticiones es vital para recuperar la producción de energía a través de la resíntesis de CP. Un estudio realizado por Holmyard et al. (1994)[4] con un grupo de sujetos que realizaban sprints de seis segundos con intervalos de recuperación de 15 a 180 segundos, descubrió que hay una recuperación del 81% en la producción de potencia máxima (CP) con una recuperación de un minuto y una recuperación del 92% de la CP en tres minutos.
Una vez agotadas las reservas de CP, el cuerpo recurre a la glucosa almacenada para obtener ATP, la descomposición de la glucosa o el glucógeno en condiciones anaeróbicas da lugar a la producción de lactato e iones de hidrógeno. La acumulación de iones de hidrógeno es el factor limitante que provoca la fatiga entre 300 y 800 metros.
La capacidad anaeróbica se refiere a la capacidad del cuerpo de regenerar ATP mediante el sistema glucolítico y la potencia anaeróbica se refiere a la capacidad del cuerpo de regenerar ATP mediante el sistema fosfágeno. Estos sistemas energéticos pueden desarrollarse con sesiones de entrenamiento a intervalos adecuadas.
Denadal e Higino (2004)[5] concluyeron a partir de su investigación que 8 minutos es todo lo que se debe tomar durante los entrenamientos de velocidad en pista de hasta 800 metros, incluso los que se adentran en la acumulación de lactato.

Acerca del autor

admin

Ver todos los artículos