Erase una vez la digestion

Erase una vez la digestion

Ver más

Este artículo necesita citas adicionales para su verificación. Por favor, ayude a mejorar este artículo añadiendo citas de fuentes fiables. El material sin fuente puede ser cuestionado y eliminado.Buscar fuentes:  “Érase una vez… Life” – news – newspapers – books – scholar – JSTOR (March 2018) (Learn how and when to remove this template message)
Érase una vez… Life reintrodujo la fórmula de edutainment que se había dejado de lado en Once Upon a Time… Space. La serie combinaba argumentos entretenidos con información objetiva, presentada de forma metafórica[cita requerida].
La serie Érase una vez… Life utilizaba los mismos personajes principales recurrentes que las otras series de Érase una vez…: los ciertos representan las células que componen los sistemas y mecanismos de defensa del cuerpo, como los glóbulos rojos, los glóbulos blancos y las plaquetas, mientras que los antagonistas representan los virus y las bacterias que amenazan con atacar el cuerpo humano. Cada episodio de la serie presentaba un órgano o sistema diferente del cuerpo humano (como el cerebro, el corazón, el sistema circulatorio, etc.)[cita requerida].

Érase una vez la historia

El episodio comienza con un breve montaje de un Homo sapiens prehistórico masculino enfrentándose a los factores biológicos que le amenazaban, y luego la escena del presente en la que el humano de aspecto similar lleva a su hijo de visita al zoo. A continuación, el narrador deja de lado cualquier señal de que los animales peligrosos que se pueden encontrar en el zoo y bastante pequeños son los mayores enemigos del hombre y presenta a nuestros diminutos enemigos microscópicos: bacterias, virus, toxinas, etc. que pueden causar terribles infecciones.
La escena pasa a una breve presentación de todos los glóbulos blancos explicada por el Coronel. Les explica los siguientes hechos a los jóvenes leucocitos a los que se les está enseñando los fundamentos de la defensa del cuerpo:
La escena cambia a los leucocitos frescos divirtiéndose y jugando en el torrente sanguíneo. Luego, el teniente Jumbo los reúne en un grupo para que se preparen para sus clases en el timo y los despide con la promesa de que sus vidas serán interesantes y que sus trabajos serán los mejores de todas las células sanguíneas.
El Coronel introduce los mecanismos de los Virus (representados por Nabot) y las Bacterias (representadas por Stroppy) y que es importante reconocerlos a primera vista y destruirlos. También informa a la clase para que se asegure de no atacar nunca a las bacterias de la flora intestinal por su contribución a la digestión. Durante la clase, Paul, un futuro linfocito T, tiene problemas para mantener a su colega despierto para que preste atención a la clase.

Érase una vez: la vida

El programa se produjo inicialmente en Francia en 1987 y es una serie de televisión de animación que cuenta la historia del cuerpo humano para los niños. Los personajes buenos representan las células que componen los sistemas y mecanismos de defensa del cuerpo, como los glóbulos rojos, los glóbulos blancos y las plaquetas, mientras que los personajes malos representan los virus y las bacterias que amenazan con atacar el cuerpo humano. Cada episodio de la serie presentaba un órgano o sistema diferente del cuerpo humano (como el cerebro, el corazón, el sistema circulatorio, etc.).

8:01érase una vez… la vida – la vacunación (1 de 3)isgotayoutube – 15 ene 2011

había un gran grupo de actores poco formado, que se reunía de vez en cuando en el Theaterhaus Mitte, para trabajar juntos: en monólogos de audición, escenas de casting o para entrenar sus habilidades y mantenerlas vivas con trabajos de improvisación.
La instalación, la actuación interactiva y las escenas teatrales casi tradicionales se fundieron en una versión analógica de Internet de varias horas de duración. La performance trataba de la disponibilidad constante a la que nos enfrentamos a través de nuestro comportamiento de consumo digital y, como consecuencia de ello, de la sobrecarga mental que conlleva.
Con gigantescas láminas de plástico transparentes creamos salas reales, no virtuales, en las oficinas de la agencia de radiodifusión speaker-search, en las que todo tenía lugar en mundos paralelos, vivos y reales: canales de YouTube como “Life on the edge – dealing with cancer” o porno con objetos, autorretratos horteras, recetas de cocina, citas online y chats, conferencias (pseudo)científicas, tutoriales… El público podía participar, probar cosas, discutir con los actores, dejar comentarios e incluso repartir “Me gusta” y “No me gusta” reales.

Acerca del autor

admin

Ver todos los artículos